¿Qué hay que tener en cuenta en el transporte de contenedores?

¿Qué hay que tener en cuenta en el transporte de contenedores?

En el transporte de contenedores hay que tener en cuenta muchas variables, dependiendo de la mercadería que se transporta, la estiba, la cantidad de carga entre otros factores.


Las medidas y los tipos de contenedores que se utilizan están reglamentados por la CSC, Convenio Internacional para la Seguridad de los Contenedores, y la Organización Internacional de Estandarización ISO.

Estos contenedores, según la CSC, deben ser considerados como elementos neutrales en las operaciones de comercio exterior. Ya que son exentos del control aduanero y considerados bajo el régimen de importación temporal.

Todas las unidades tienen la placa identificadora con el número de matrícula que es el documento de identidad del contenedor. También, entre otros datos tienen la placa de CSC que lo hace apto para el transporte intermodal.

En el Transporte de Contenedores hay que Considerar que Pueden Tener Diferentes Medidas

Cuando se trata de contratar un contenedor para una carga, se debe tener en cuenta el volumen de esta, por el espacio que ocupará dentro del contenedor. Existen muchas medidas de contenedores diferentes que se miden en pies, de 10, 20, 30, 40 y 45 pies.

De todos ellos, hay dos que se usan habitualmente y son los de 20 y 40 pies. Para tener en cuenta, un contenedor de 20 pies equivale a una carga de medio camión, y uno de 40 pies es el equivalente a la carga completa de un camión.

Los contenedores comunes que más se utilizan son los de carga seca (DRY VAN), para cargas en general, los de 20DV, los de 40DV y los de 40HC (high cube). Este último es un poco más alto que el 40DV, para cargas especiales.

Las medidas en el sistema métrico decimal son las siguientes.

  • 20 pies DV largo  5,90 m x ancho 2,35 m x alto 2,39 m
  • 40 pies DV largo 12,03 m x ancho 2,35 m x alto 2,39 m
  • 40 pies HC largo 12.03 m x ancho 2,35 m x alto 2,69 m
transporte para contenedores

Diferentes tipos de contenedores especiales

Hay algunos contenedores con medidas estándares que son para ciertos tipos de mercaderías específicas:

Open top

Son de las mismas medidas, de 20 y 40 pies, pero su particularidad es que se abre por el techo. Se utiliza para cargas de gran tamaño que no pueden entrar por las puertas de los comunes, como maquinarias, maderas,  mármoles entre otros.

Reefer

Estos contenedores tienen un equipo refrigerador para mantener la carga refrigerada. Puede mantener la carga congelada, aunque también se usa para alimentos que no van congelados. Se caracterizan por ser de color blanco.

Flat Rack

Son contenedores que carecen de techo y de algunas paredes, parecidos a plataformas, para cargas muy difíciles como bobinas de acero, maquinaria vial o de campo, yates, troncos de madera, entre otras cargas.

Conair

Este contenedor se utiliza para que en el transporte de contenedores, la carga mantenga la temperatura constante, pero a diferencia del Reefer, no tiene equipo de refrigeración. Sólo puede mantener la carga a temperatura, pero no regularla.

ISO Tank

Son contenedores para transportar líquidos a granel. Son verdaderas cisternas adaptadas a la medida de un contenedor para facilitar la estiba. Se utiliza para transportar todo tipo de líquidos desde bebidas, como cerveza o vino; combustibles inflamables y también productos químicos peligrosos o tóxicos.

transportar contenedores

Cómo se hace la elección de un contenedor

Para el transporte de contenedores es importante elegir el contenedor adecuado para transportar una carga, se debe tener en cuenta el volumen de la misma, pues no siempre se consigue llenar el contenedor: Los tipos de carga de un contenedor pueden ser:

  • FCL: o Full Container Load, es decir contenedor con carga completa, donde el que contrata el contenedor se hace cargo de llenarlo y es quien corre con los gastos del envío. En este caso los costos de envío son más bajos, pues lleva una sola carta de embarque. Se utiliza en los casos de grandes volúmenes de mercaderías.
  • LCL: o Less Than Container Load, es un contenedor incompleto o menos que un contenedor completo. En este caso el contenedor se comparte con otros compradores por medio de diferentes cargas. Este tipo de opción resulta más económica, debido a que es el transportista el encargado de llenar el contenedor con la carga de varios importadores, que casi siempre son pequeñas empresas que importan pocas cantidades de mercaderías.

El LCL tiene algunas desventajas, como los posibles retrasos provocados por las otras cargas, ya que el importador no tiene control sobre el contenedor como en el caso de FCL.

También si la mercadería es frágil, no se tiene control sobre las otras cargas que pueda traer el contenedor y podría llegar a sufrir daño la mercadería.


¿Tenés alguna consulta? ¡Dejanos tu comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Hit Enter
Follow Us
On Facebook
On Twitter
On GooglePlus
On Linkedin
On Pinterest
On Rss
On Instagram