¿Cómo crear una empresa importadora en Argentina?


¿Cómo crear una empresa importadora en Argentina?

Actualmente existen muchas oportunidades de negocios en el territorio internacional. Los comerciantes que importan mercadería extranjera para venderla en el país pueden sacar entonces gran provecho con productos nuevos para nuestro mercado. Por eso te vamos a enseñar a cómo crear una empresa importadora en Argentina.

Este suele ser un camino por el que se guían a muchos emprendedores que buscan lograr un manejo del comercio internacional acorde a sus proyectos empresariales. Las dudas son siempre personales, pero algunas muy importantes se repiten. ¿Qué materiales puedo importar? ¿Cuáles son los requisitos? Seguro tengas más preguntas y dudas. ¡Vamos a resolverlas!

¿Qué necesito para crear una empresa importadora en Argentina?

Para empezar, sea cual sea la procedencia de las mercancías a importar, hay que cumplir con los requisitos planteados por la Dirección General de Aduanas (DGA). La Dirección mencionada supervisa cada producto que entra y sale del país.  Además, es quien te certificará para crear una empresa importadora luego de una serie de trámites en tanto persona jurídica o física. Veamos los requisitos previos que hay que satisfacer.

Cumplir con todos los requisitos es indispensable para tan solo poder presentarte ante la aduana. Si tu intención es importar productos cárnicos, textiles, u otros productos, deben estar aceptados por las autoridades argentinas. Esta aprobación es tanto del producto en particular (por ejemplo en el caso de un fármaco, debe ser la ANMAT quien lo apruebe) como un tipo producto en general. Los productos que significan una competencia para producciones nacionales suelen tener más restricciones que los que no.

Luego de verificar que la mercadería a importar en tu empresa importadora es aceptado en el país, tenes que suscribirte al Registro de Importadores y Exportadores de la Dirección General de Aduana. Deberás presentar los correspondientes documentos para certificar:

  • Mayoría de edad y capacidad para controlar la cuenta de comerciante en el país,
  • Estar registrado como comerciante en el Registro Público de Comercio en el Ministerio de Justicia.
  • Tener constancia del registro en la Dirección General Impositiva, adjuntado el Código de Tributario
  • Constancia de Residencia, original y copia
  • No tener deudas con las cotizaciones
  • Registro de datos biométricos ante AFIP.

empresa importadora

Una vez inscripto… ¡a importar!

Una vez inscripto como importador ante la DGA sólo resta el paso  para instituir tu empresa importadora: la importación. A grandes rasgos, esta no es muy compleja, sobre todo si se cuenta con la asistencia necesaria.

Lo primero va a ser conseguir un auditor en el país de fabricación que pueda verificar la mercadería y corroborar los datos provistos por el fabricante. Este servicio no es obligatorio, pero te va a ayudar a entrar con confianza en este negocio, sin riesgos de estafas.

En segundo lugar, llega el momento de contratar un servicio de logística internacional. Sus servicios podrán ayudarte a proyecta, y luego efectivizar, el traslado del producto desde su lugar de origen. Sus tareas empiezan desde el montaje de los productos en un container hasta el desembarque en puerto argentino.

Por último, llegará el momento de trabajar con la terminal local de contenedores. Allí tenemos que contar con un Despachante de aduana. ¿Qué hace específicamente este profesional? Es una persona habilitada para la gestión de trámites aduaneros.

Sus tareas van desde el listado de mercancías recibidas, el número de guía, y los pagos de aranceles requeridos (si hubiese alguno pendiente). Pero sobre todo, su rol central es el trato con las inspecciones aduaneras. Es sólo en su presencia que estas pueden abrir por primera vez el container para revisarlo. Es en esta instancia final que las autoridades verifican que tu mercadería esté apta para ingresar al país y te darán tu certificado de inspección.

En esta instancia lo único que queda es la contratación de una logística local. Esta deberá cargar tus productos importados desde el puerto hasta el lugar de almacenamiento de tu elección. Las empresas locales de logística suelen contar con sus propios almacenes para cubrir estas dos actividades.

empresa importadora

Algunas consideraciones finales

Como verás, siguiendo estos consejos no es muy difícil crear tu propia empresa importadora. Por un lado hay que inscribirse ante las autoridades, y por el otro llevar a cabo la importación. Quizás la gran dificultad radica en que son actividades realmente disímiles, y algunas con un requerimiento de un alto grado de especialización. Por eso te recomendamos ponerte en contacto con E-Comex, una empresa de comercio internacional cuyo equipo de expertos puede facilitarte todo este proceso.

¿Tenés alguna consulta? ¡Dejanos tu comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.


Hit Enter
Follow Us
On Facebook
On Twitter
On GooglePlus
On Linkedin
On Pinterest
On Rss
On Instagram